TÉCNICAS

MASAJE FISIOTERAPEUTICO: Es una de las mejores formas de ayudar al músculo y otras estructuras como ligamentos, tendones, fascias, capsulas articulares,… a recuperarse más rápido después de esfuerzos intensos y/o prolongados. El masaje era una técnica conocida hace más de 3000 años en Egipto, en la India, en China, en el Tíbet y en Japón; los griegos lo practicaban 500 años antes de Cristo para preparar la musculatura de los competidores, y en la antigua Roma era a la vez lúdico y terapéutico; y es a finales del siglo XIX cuando se desarrollan en los países nórdicos las grandes escuelas de masaje.
Los principales efectos que tiene el masaje fisioterapéutico son, a nivel circulatorio: favorece la circulación de retorno venoso y linfática, por tanto tiene un efecto de drenaje de líquidos. A nivel muscular: provoca cambios sobre el tono, pudiendo relajarlo para tratar una contractura o aumentarlo para preparar la musculatura ante un esfuerzo; además aumenta el metabolismo muscular, con lo que se mejora su capacidad de recuperación. A nivel del sistema nervioso, generalmente provoca sedación, aunque según el tipo de masaje, puede tener un efecto activador. A nivel de la piel, aumenta la circulación sanguínea y la temperatura local en 2º o 3º C. Se hacen tratamientos sobre adherencias en cicatrices y además también tiene efectos por vía refleja a distancia y sobre otros órganos. Existen además masajes especiales, que son una técnica en sí mismos, como por ejemplo el drenaje linfático, el masaje transverso profundo de Ciriax, el masaje de tejido conjuntivo de Dicke,…

 

 

REEDUCACION POSTURAL GLOBAL, RPG: Es un método de estiramiento suave, progresivo y activo para reestructurar el aparato músculoesquelético. Se basa en posturas globales cuyo fin es alargar las cadenas musculares estáticas a la vez que se le pide al paciente contracciones isométricas coordinadas con la respiración. Se consigue la relajación tónica de los músculos retraídos y contracturados, y por tanto, corrige los desequilibrios posturales evitando las compensaciones.

 

Para más información ver página de Enlaces

 

OSTEOPATÍA: Es un método de diagnostico y sobre todo de tratamiento que se basa en tres principios:
1. El organismo se considera como una unidad funcional.
2. Existe una relación directa y bidireccional entre la estructura y la función.
3. El cuerpo posee mecanismos de autorregulación que le permiten la autocuración.

El objetivo es reestructurar adecuadamente el aparato locomotor y consecuentemente su funcionamiento, y por tanto del conjunto de sistemas que integran el organismo. Valora al individuo en su globalidad y busca las causas primarias de la lesión para tratarlas con técnicas manuales, restableciendo el equilibrio entre la estructura y la función, permitiendo así que el propio cuerpo ponga los mecanismos necesarios para su autocuración.
La osteopatía actúa sobre tres niveles: estructural (sistema musculoesquelético), visceral, y craneal.

Las manipulaciones osteopáticas estructurales son habitualmente movilizaciones pasivas de baja amplitud y alta velocidad, dirigidas a articulaciones con movilidad restringida. Su mecanismo de acción es en dos direcciones: de forma mecánica separa las superficies articulares; de forma refleja, gracias a un rápido estiramiento, provoca la inhibición de la contractura de los músculos que participan en la fijación de la articulación. Al realizarse estas manipulaciones se suele oír un "crujido" articular, que no significa que se haya roto nada, más bien al contrario, es liberador para el paciente. Las manipulaciones viscerales y, sobre todo, las craneales, son en general más suaves.

Cuando la lesión tiene un origen reciente, la manipulación va a ser más efectiva y va a solucionar el problema definitivamente. En cambio, en lesiones más cronificadas, el proceso de compensaciones y adaptaciones hace que se reproduzcan los síntomas en poco tiempo y haya que hacer varias sesiones hasta que el organismo acepte la nueva situación.
La variedad de lesiones que pueden beneficiarse de los tratamientos osteopáticos es muy grande, desde problemas dolorosos en la espalda, lesiones en las articulaciones de piernas y brazos, hasta algunas cefaleas y ciertos problemas funcionales de vísceras. En definitiva se trata de una técnica que trata de devolver al organismo el equilibrio funcional y su capacidad de adaptación a los, siempre cambiantes, factores externos.

 

TECNICA DE DEJARNETTE: Es una técnica fascial sacro-occipital, dirigida a reintegrar la unidad funcional del organismo. La fascia es una estructura de tejido conjuntivo continua, que envuelve todo nuestro sistema muscular y da soporte al cuerpo, similar a un traje de neopreno, que si se engancha en una zona nos genera tensiones a distancia. El nexo de unión entre el sacro y el occipital es la duramadre, tejido conjuntivo de las meninges que forma parte de la fascia profunda.
Primeramente se hace una valoración global que enmarca el proceso lesional en una de las tres categorías posibles: en general, primera categoría para procesos crónicos y trastornos funcionales y viscerales; segunda para lesiones de origen traumático; y tercera para alteraciones estructurales y problemas graves con sintomatología aguda. A partir de aquí, se le colocan al paciente unas cuñas para reequilibrar las tensiones fasciales y se realizan una serie de maniobras y manipulaciones en distintas zonas del cuerpo, no solo la lesionada. Es una técnica que tiende a favorecer la homeostasis, es decir, la reequilibración del organismo para su buen funcionamiento; su linea terapeútica está dirigida, más que a curar, a favorecer los mecanismos de autoreparación de los cuerpos vivos, y el principal regulador de esta función es el sistema nervioso.

 

 

ELECTROTERAPIA: Mediante la utilización de corrientes eléctricas (baja y media frecuencia: Tens, galvánicas, interferenciales, de Trabërt, diadinámicas,…), campos magnéticos (magnetoterapia) y ondas electromagnéticas (microondas, onda corta, laser, infrarojos,…) se consiguen efectos terapeúticos al hacerlos pasar por el organismo.

CORRIENTES ELECTRICAS: Las hay de muchos tipos y formas, y dependiendo de sus características (frecuencia, anchura de pulso, alternantes o no,…) se consiguen efectos biológicos diversos: las hay que consiguen efectos sedativos del dolor, otras disminuyen la inflamación, otras ayudan a introducir medicamentos (iontoforesis), otras consiguen efectos relajantes y descontracturantes sobre el músculo y otras son capaces de estimular los músculos y hacer que se contraigan, de manera que es posible potenciarlos, e incluso se puede mejorar la elasticidad de un músculo aplicando las corrientes a la vez que se le hace un estiramiento.

ULTRASONIDOS: Aunque en realidad es una onda sonica a una frecuencia muy alta, inaudible para el oido humano, se engloba dentro de la electroterapia ya que se precisa de un aparataje y de forma indirecta de la electricidad. Genera calor y vibración en el interior de los tejidos y esto hace que tenga unos efectos antinflamatorios, descontracturantes, fibrinolíticos. Gracias al efecto térmico, existe una técnica con ultrasonidos que nos permite modificar la longitud del tejido colágeno; esto es especialmente útil en ligamentos que tras una lesión se han sobreestirado y la articulación ha quedado inestable, o para alargar tendones acortados.

 

MICROONDAS Y ONDACORTA: También llamadas corrientes de alta frecuencia. Su efecto es generar calor en la profundidad ya que calientan los tejidos que mayor resistencia le ofrecen a su paso, es decir calientan desde dentro hacia fuera, a diferencia de otras formas de calor que lo hacen de afuera hacia dentro. Con ellas se consigue aumentar la vascularización sanguínea de la zona a tratar.

LASER: Es un tipo de luz u onda electromagnética con unas características especiales que le confieren una buena penetración en el organismo. Estimula el metabolismo celular, ayudando a la regeneración de los tejidos .


 

Para más información ver página de Enlaces

TRATAMIENTO DE PUNTOS GATILLO (o TRIGGER): Son zonas de fibrilación o callosidad, hiperdolorosas y localizadas en las fibras de los músculos esqueléticos. Dan lugar a un dolor referido caracterizado por ser a distancia, difuso y con una sesación de insensibilidad y hormigueo (parestesias). Pueden ser encontrados presionando sobre el músculo o su fascia, y generan los antedichos síntomas referidos. Hay diversas técnicas para desactivar estos puntos y minimizar sus efectos de igual modo que se consigue la relajación refleja del músculo en cuestión: la "presión isquémica", la "punción seca- con aguja de acupuntura-", la "terapia combinada" de ultrasonidos y corrientes,….

Tratamiento de punto gatillo del músculo piramidal con presión isquémica

 

 

ESTIRAMIENTOS MIOFASCIALES: Son técnicas pasivas de elongación dirigidas a mantener o mejorar la elasticidad muscular y la flexibilidad. Los estiramientos pueden tener una orientación terapéutica, preventiva o de entrenamiento de la flexibilidad. Así mismo pueden realizarse de forma analítica para cada músculo o de forma global para grupos de músculos encadenados. Existen técnicas específicas de estiramiento como la facilitación neuromuscular propioceptiva (FNP), la reeducación postural global (RPG), etc. En general tienen un efecto sobre el tono y también sobre la vascularización muscular. (ver escritos y publicaciones)

 

Estiramiento del músculo Psoas-ilíaco

Estiramiento del músculo pectoral

 

Estiramiento de musculatura isquiotibial

 

VENDAJES FUNCIONALES: Son técnicas de inmovilización o contención parcial a través de vendas y esparadrapos que permiten realizar actividad, sujetando o protegiendo estructuras lesionadas o en proceso de recuperación. Permiten por lo tanto una reiniciación de la actividad deportiva muy precoz.

 

 

RECONSTITUCIÓN ORGÁNICA POST-ENTRENAMIENTOS Y PRE-COMPETICIÓN: El sistema nervioso autónomo tiene dos modos de actuación, uno de actividad (s.n. simpático) y otro de reposo (s.n. parasimpático). Cuando realizamos una actividad física el sistema que está activado es el simpático y es el que nos ayuda a estar alerta, preparados para cualquier contingencia. ¿Cuántas veces al empezar a entrenar por la mañana hemos dicho: "hoy, estoy dormido todavía"?; nuestro sistema nervioso simpático no se ha puesto aún en marcha. Y otras veces, que tras habernos quedado dormidos por la mañana, nos tenemos que levantar rapidamente y ponernos en funcionamiento; el s.n. simpático está en plena actividad.
En cambio, cuando estamos en situación de reposo, a gusto y relajados, es el s.n. parasimpático el que está actuando, y es, además, cuando el organismo pone en marcha sus mecanismos de autoreparación. Por esta razón, es tan importante el descanso entre sesiones de entrenamiento.

Ambos sistemas son complementarios y cuando uno se activa el otro se inhibe, pero no siempre esta alternancia es instantánea: alguna vez nos habrá pasado que, tras un día duro, nos hemos acostado y no hemos podido dormir "de cansados que estábamos", o nos hemos levantado al día siguiente cansados todavía; el s.n. parasimpático ha empezado a actuar tarde o bien no ha podido realizar la tarea reparadora eficientemente.

 

Por todo lo anterior, sacamos la conclusión de que hay factores externos que condicionan el funcionamiento de estos sistemas y que podemos influir en ellos, y en este caso existen técnicas de fisioterapia que actúan en ese sentido; pensemos la relajación que nos produciría, tras un día de entrenamiento, una sauna, un masaje y un baño calentito: ¡seguro que vamos a dormir bien! Así mismo, existen técnicas osteopáticas (craneales, viscerales y estructurales) o de electroterapia (corrientes de Träbert)que inducen efectos, si cabe igual de potentes, que los anteriores.

TRATAMIENTO DE CICATRICES QUIRÚRGICAS: En el proceso de cicatrización podemos influir para evitar que se produzcan adherencias en la piel, que posteriormente pueden generar problemas de movilidad de los tejidos más profundos e incluso síntomas referidos a distancia, e indiscutiblemente por razones estéticas: con este tratamiento muchas cicatrices se disimulan casi totalmente. Este tratamiento pierde efectividad en cicatrices antiguas; hay que realizarlo cuando todavía están activas, cuando tienen color rosadito. Y se debe comenzar en el momento que, tras retirar los puntos y estando bien cerrada la herida, no existe riesgo ni de infección, ni de reapertura de la herida, esto es aproximadamente entre quince días y un mes de la intervención quirúrgica en adelante.

 

Cicatriz tratada tras dos cesáreas

Cicatriz tras una intervención del tendón de aquiles

 

Inicio | Anterior

 

FORMACIÓN DE POSTGRADO REALIZADA

  • Postgrado de " Experto en Metodología Osteopática". GECOSALUD. Acreditado por la Comisión de Formación Continuada de las Profesiones Sanitarias de la C.A.M. 56.8 créditos - 560 horas.
  • Curso de "Reeducación Postural Global" (RPG), impartido por Philipe Souchard, con título de la Universidad de Terapia Manual de Saint-Mont. (14º Promoción ). 176 horas.
  • Curso "Nuevos Conceptos en Electroterapia", organizado por la Asociación Española de Fisioterapeutas (A.E.F. delegación de Madrid) e impartido por Mr. Rolf Hoogland. 47 horas.
  • Curso de "Electroterapia", organizado por la A.E.F. (Delegación de Madrid). 40 horas.
  • Seminario práctico "Dicke, terapia manual de las zonas reflejas del tejido conjuntivo". 10 horas.
  • "I Jornadas Internacionales de Fisiología del Ejercicio: La carrera de Maratón".
  • "I curso de Fisiología del Ejercicio Aplicada".
  • "II curso de Fisiología del Ejercicio Aplicada: La Fuerza".
  • Cursos de Verano de El Escorial 1993 "Significado de la Postura de la Marcha Humana (Teología, Antropología, Patología)".
  • "I Jornadas Nacionales de Fisioterapia en lesiones de Muñeca y Mano".
  • Conferencia extraordinaria "Control de la Hipertensión y la diabetes en la Atención Primaria: Programas de Educación Sanitaria".
  • Seminario "Educación diabetológica en Atención Primaria".
  • Conferencia-coloquio "La ideología en el abordaje de la Sexualidad Humana: un análisis de las opiniones de estudiantes de Enfermería".
  • Olimpiada Internacional de Física, fase de distrito Universitario de Granada. Marzo de 1990.
  • Jornada cientifica: Dolor y Disfunción Artromiofascial. Intervención global en Fisioterapia.
  • VII jornadas de la comisión médica del COE sobre medicina y deporte de alto nivel.
  • Seminario práctico: Uso de la Homeopatía en medicina del deporte.
  • III jornadas de la comisión médica del COE sobre medicina y deporte de alto nivel.